Augas de Galicia. Todavía tenían más timos debajo de la manga

Parece a que los señores de la Xunta y de Augas de Galicia no se les llenan jamás sus bolsillos. No les ha parecido suficiente la subida del canon en la factura del agua, que ahora han preparado dos nuevos tributos. Y puede que traigan cola, pues las medidas son bastante impopulares y se han aprobado como decreto-ley; por lo cual, lo han aprobado los conselleiros y diputados del PP entre ellos, sin ni siquiera someterlo a votación en el Parlamento.

Caso 1: canon por tenencia de pozo negro

Ya había rumores sobre el tema, pero parece que se han confirmado. El ejecutivo ha impuesto un canon, variable según la situación, condición, tamaño y riesgo de contaminación de cada pozo negro (a saber cómo lo valoran…). Eso sí, el pago será anual, se cobrará a final de año, empezará a ser vigente el año que viene y su cuantía mínima será de 30 €. Algunos propietarios de la comarca pontevedresa de Tabeirós-Terra de Montes ya han puesto quejas en su delegación comarcal. Y puede que haya más protestas conforme la gente se vaya enterando.

Caso 2: canon especial por sequía

Aún va a haber alguien que, aprovechándose del caso de la sequía, va a hacer su agosto injustamente. Sabemos que las reservas de agua están a un nivel muy bajo para la época del año, tanto en la zona de Vigo (40%), como en A Coruña y en las cuencas de los ríos Miño y Sil. El alcalde de Vigo, en colaboración con Aqualia, ha lanzado una misiva a la población para que modere el consumo de agua:

portada misivacontenido misivacontraportada misiva

Pero la gracia del asunto es que desde la Xunta se prepara una medida (recaudatoria, obviamente) para gravar a los hogares que consuman más de 40 m3 por factura (es a mayores de las demás actualizaciones del canon de saneamiento, y solo hasta final de año), “por derrochar agua en época de sequía”. Sin embargo, a las empresas, que son quienes más agua consumen, no les imponen ningún tipo de canon extraordinario. Además, normalmente son las familias más numerosas quienes superan ese umbral de consumo, lo que implica un nuevo agravio comparativo para la clase media-baja, que lo está pasando peor y va a estar quizás más hundida en la miseria; dicha medida es nuevamente contraria a las promesas del señor Feijóo, quien aseguraba que iba a mejorar la calidad de vida de las familias, especialmente las que tuviesen más dificultades.

Resultado: como siga así el asunto, vamos a llegar al extremo de ir por la calle apestando por no tener dinero para pagar el recibo de agua. Y, si no, al tiempo.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Economía. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s